enciclopedia y diccionario de arte  
Búsqueda :        
   A   B   C   D   E   F   G   H   I   J   K   L   M   N   O   P   Q   R   S   T   U   V   W   X   Y   Z   #   

 

 
 

exvoto

 
     
  (del latín: «por ofrenda»). Pintura o cualquier tipo de obra de arte que se hace como ofrenda a Dios en agradecimiento de un favor o beneficio personal, o con la esperanza de recibir algún bien milagroso. En el Louvre se puede admirar un famoso ejemplo de Philippe de Champaigne. Eyck, Jan van (m. 1441). El pintor más célebre de la escuela de los primitivos flamencos. Al poco tiempo de morir alcanzó gran reputación a ambos lados de los Alpes como pintor de gran talla e importancia y, aunque ya no se le considera «inventor» de la pintura al óleo -como se pensó durante mucho tiempo-, su fama ha permanecido viva hasta el momento presente. No se conoce nada de su período de aprendizaje; los primeros datos que se tienen son de 1422, fecha en que entró al servicio del conde de Holanda, Juan de Baviera, en La Haya. En 1425 murió el conde Juan, tras lo cual, Van Eyck se trasladó ese mismo año a Lille, al ser nombrado pintor de corte y valet de chambre (ayuda de cámara) de Felipe el Bueno, duque de Borgoña, puesto que conservó hasta su muerte. Parece ser que Van Eyck fue muy estimado por el duque, gracias a lo cual viajó en misiones diplomáticas secretas a España y Portugal. Hacia 1430, Jan van Eyck se trasladó a Brujas, donde vivió hasta su muerte. A pesar de la documentación sobre su vida, que para un pintor de su época es bastante rica, su producción plantea muchos problemas, especialmente en lo relativo a los comienzos de su carrera, ya que sus únicos cuadros fechados corresponden a los diez últimos años de su vida. El problema fundamental sobre su carrera -y uno de los más tratados en la historia del arte- se refiere a la obra en que siempre se ha basado el origen de su extraordinaria fama, el gran retablo de La adoración del Cordero Místico (finalizado en 1432) de la catedral de Gante. Según una inscripción en el marco, fue comenzado por «el pintor Hubert van Eyck, a quien nadie superó» y terminado por «Jan, el segundo en importancia». Hubert (m. ¿1426?), hermano de Jan, es una figura tan oscura que algunos eruditos han negado incluso su existencia y, ciertamente, es muy difícil apreciar una doble autoría en dicho retablo. Por lo tanto, es incierta la colaboración de Hubert en la obra capital de la temprana pintura flamenca. Durero calificó el retablo de Gante de «excelente pintura», comentario apropiado tanto por la majestuosidad y riqueza iconográfica del enorme políptico como por el asombroso dominio técnico. Jan llevó la nueva técnica de la pintura al óleo a una cima repentina, y no ha sido superado en su habilidad para representar los detalles más minuciosos con decidida seguridad en la ejecución, así como para crear brillantes efectos de color. A Jan van Eyck se le atribuyen con bastante credibilidad otras dos docenas de composiciones aproximadamente. Se trata de obras religiosas y retratos, aunque se sabe que pintó asimismo cuadros de otros temas (incluida una mujer desnuda bañándose), actualmente perdidos. Otras obras notables entre las que se conservan son el famoso retrato doble de Giovanni Arnolfini y su esposa (1434, NG, Londres) y dos composiciones de la Virgen y el Niño con donantes: La Virgen de/canciller Rolin (h. 1435, Louvre, París) y la Virgen con el canónigo Van der Paele (1436, Groeningemus., Brujas). La composición del Louvre, en la que aparecen en primer plano grandes figuras que destacan sobre un paisaje panorámico lejano, ofrece la visión global del mundo natural por parte de Jan, su dominio de la luz y el espacio, así como de los detalles y las texturas; en palabras de Erwin Panofsky: «Su vista era simultáneamente un microscopio y un telescopio». El Hombre del turbante rojo (1433, NG, Londres) es considerado casi unánimemente su autorretrato. Como retratista, Jan se preocupó por el realismo y la textura del rostro humano, y en este aspecto, así como en sus interiores inanimados, registra las sutilezas de la apariencia en vez de comentarlas, como hizo su contemporáneo Rogier van der Weyden. No obstante, sus retratos transmiten una sensación de vida interior; no son simplemente fríos datos objetivos. Junto con el Maestro de Flémalle, Van Eyck figura como fundador de la escuela de los primitivos flamencos; su técnica iba a ser el modelo aceptado por sus sucesores. Su principal seguidor fue Petrus Christus, y ejerció una influencia amplia y profunda como se puede observar, por ejemplo, en la obra de Lluis Dalmau en España. Sin embargo, en los Países Bajos fue aún más influyente la obra más emotiva de Rogier van der Weyden, aunque la consumada perfección de la obra de Van Eyck debió de ser para él el más desalentador de los modelos. F  
 

 

 

 
 
Ponga un bookmark en esta página :
 
 

 

 

 
 
<< término anterior
 
próximo término >>
Extensión traslatoria
 
Fabritius Carel
 
     

Otros términos : Slade Felix | Slevogt Max | Giustiniani

 

 
Diccionario del Arte
Derechos de autor © 2011 Arts4X.com. Todos los derechos reservados.  Condiciones de uso  |   Política de privacidad  |  Imprenta